- Publicidad -

Infección de vías urinarias

Las infecciones del tracto urinario —bacteriuria asintomática, cistitis aguda y pielonefritis aguda— son favorecidas por los cambios anatómicos y funcionales del embarazo. Se debe detectar mediante cultivo de orina y tratar precozmente. La bacteria Escherichia coli causa alrededor del 80% de los casos. 

¿CUÁL ES LA IMPORTANCIA DE LA DETECCIÓN DE INFECCIÓN DE VÍAS URINARIAS DURANTE EL EMBARAZO? 

Durante el embarazo existen cambios anatómicos por el crecimiento uterino y por la comprensión del útero hacia los uréteres (tubos que llevan la orina de los riñones a la vejiga), originando estancamiento de orina y con esto se crea un ambiente para el crecimiento de los patógenos, con la consiguiente infección de vías urinarias. Por eso es esencial investigar si hay infección de vías urinarias durante el embarazo, ya que se incrementa el riesgo de parto pretérmino, bajo peso al nacimiento y complicaciones del tracto urinario si no se trata a tiempo. 

Los síntomas incluyen una micción frecuente, a veces dolorosa y generalmente con sensación de urgencia; problemas para vaciar la vejiga; ocasionalmente fiebre y dolor en la zona superior del pubis o en la parte lumbar. La pielonefritis aguda afecta al 1-2% de las mujeres embarazadas y con mayor frecuencia se produce en el segundo o tercer trimestre. Puede afectar a uno o los dos riñones y se manifiesta con fiebre, náuseas, vómitos y dolor a los costados de la espalda. 

Para evitar sufrir de una infección urinaria durante el embarazo, se recomienda lo siguiente: 

  • No dejes de beber al menos ocho vasos de agua al día 
  • Elimina los alimentos refinados, el alcohol, el azúcar y la cafeína 
  • Toma vitamina C y zinc para ayudar a combatir las infecciones 
  • Limpia tu zona íntima de adelante hacia atrás cuando vayas al baño 
  • Orina antes y después de tener relaciones sexuales 
  • Usa ropa interior de algodón 
  • No uses pantalones ajustados 

La alimentación puede ayudar para prevenir cuadros de infección de vías urinarias: arándanos, espárragos, rábanos, jugo de limón, hojas de abedul, ajo y perejil, agua de cebada y brócoli. 

Si sospechas que sufres una infección de vías urinarias, acude cuanto antes a tu ginecólogo. 

Una infección de vías urinarias incrementa el riesgo de parto pretérmino, bajo peso al nacimiento y complicaciones si no se trata a tiempo. 

infección de vías urinarias
Autor Especialista
DR. ERNESTO MEJÍA OLVERA 
GINECOLOGÍA Y OBSTETRICIA  
· Universidad Nacional Autónoma de México 
· Centro Médico Nacional “La Raza” 
HOSPITAL SAN ÁNGEL INN CHAPULTEPEC, 2O PISO, CONSULTORIO 202 
55-5286-5682 
ginecomejia@gmail.com 

Si quieres pertenecer a nuestra comunidad con tips, frases, memes y experiencias en la vida de padres síguenos en Facebook Instagram.👶🏻✨

Previous article¿Eres una mamá Zen o Ansiosa?
Next articleVárices
- Publicidad -

Artículos Populares

Alergias

Soplos cardiacos

Ansiedad y depresión infantil

Llanto

Várices

- Publicidad -
Publicidad