Problemas inevitables en el embarazo

Problemas inevitables en el embarazo

Nuestra rutina cambia mucho antes de que nazca el bebé…

Las mujeres que nunca han estado embarazadas, no imaginan que podemos atravesar momentos como estos. Pueden resultar muy graciosos, pero con la revolución hormonal del embarazo, pueden ser motivo de enojo e irritación.

No puedes depilarte las ingles

Pasando los cuatro meses de embarazo, depilarte el cavado para ponerte el bañador o bikini es misión imposible. Puedes ayudarte con un espejo de frente, pero definitivamente no es lo mismo.

No puedes atarte las agujetas

¡Es casi imposible que te agaches para atarte los agujetas de las zapatillas! Tienes que sentarte, subir una pierna sobre la rodilla de la otra y entonces, si tus manos alcanzan a llegar, puede que logres atarlos.

Llegó el boxeo en vivo y en directo

Dentro de tu barriga, es como si liberara un partido de lucha libre o similar. Gran parte del día te encuentras sintiendo patadas y puñetazos.

Te descubren llorando o riéndote sola

Puede que estés leyendo acerca del parto o viendo una película, ¡da lo mismo! Estás hipersensible y no puedes evitar llorar o reírte, aunque en verdad no tengas motivo.

Tu pareja tiene miedo

Tu barriga está muy prominente y a la hora de hacer el amor, él tiene miedo de lastimar al bebé y aunque esto no es posible, es un miedo compartido por muchos hombres.

Por favor, ¡no tocar!

Esto es lo que te gustaría que dijera cada camiseta que te pones. Estás más que cansada de que cualquiera se acerque a ti y, sin pedir permiso, toque tu barriga. ¡Pero tampoco eres capaz de decir nada!

Tus pies tienen el doble de tamaño

En los últimos meses del embarazo en pleno verano, tus pies se hinchan y por muy en alto que pongas tus piernas, o mucho líquido bebido durante el día, no hay forma de evitarlo. ¡No puedes calzarte!

Recorres toda la ciudad por un antojo

¡A mí me ocurrió! En pleno invierno, se me antojó fresas pero tenían que ser frescas y naturales, no congeladas, y ¡no había por ninguna parte! Tuve que conformarme con comer una tarta con fresas.

Related posts

Llanto | 1 Mes

Llanto | 1 Mes

Sin duda te preguntarás por qué llora tu bebé; la respuesta es simple: porque le pasa algo. Recuerda que ésta es su única forma de comunicación contigo, por lo que no debes alarmarte, aunque es muy común que todos los padres sientan ansiedad cuando su niño llora. Ten en cuenta que los pequeños sollozan porque:

Evita problemas con las pulgas, parásitos intestinales y ácaros.

Evita problemas con las pulgas, parásitos intestinales y ácaros.

Estos animalitos pueden generar las molestias alergias en los niños. Seguro su hijo ha sido víctima de los ácaros, los parásitos intestinales y las pulgas. Estas últimas lo han dejado marcado con ronchitas rojas y grandes que usted quisiera eliminar con besos. Sin embargo, ni con esos actos de amor puede lograrlo. Así que, y

Comentar