Fortalece el autoestima de tus hijos

Presta atención a lo que te dice. Demuestra que te interesa lo que te dice, mirándolo a los ojos y repitiéndole lo que entendiste para verificar qué quiere o necesita.

Elogia sus esfuerzos. “Limpiaste muy bien la mesa”, “te quedó muy bonito ese cuadro”, o “estoy orgullosa de tus calificaciones”.

Háblale de sus sentimientos. Esto permite crear un ambiente de tranquilidad donde sea posible que se comunique sin enojos.

Comprenda sus fracasos y apóyalo cuando necesita ayuda. No es necesario ser el mejor o ganar siempre, ni es posible ser perfecto en todo. Es importante ser flexible.

Leave a Comment

Comparte en tus Redes Sociales:
Facebook
Twitter
Instagram