Enseñar desde pequeños la puntualidad

Enseñar desde pequeños la puntualidad

¿Por qué enseñar a los niños a ser puntuales? Debemos comenzar por el hecho de que vivimos en una sociedad que se rige por el orden. Para que todo pudiera funcionar correctamente, se necesitó de un consenso en el que se implantara una forma de establecer horarios para, a partir de allí, poder cumplir las actividades humanas.

Sin los horarios y la puntualidad, nuestro mundo sería un caos; como vivimos en sociedad, debemos trabajar, aprender y convivir en base al orden y al tiempo. Por eso, con este artículo queremos que sepas por qué enseñar a los niños a ser puntuales es tan beneficioso y cuáles son los valores inmanentes a la responsabilidad que tu hijo de inmediato adquirirá.

¿Por qué enseñar a los niños a ser puntuales?

La puntualidad es una de las cualidades humanas más apreciadas en cualquier sociedad. Es tan importante que se vincula a valores morales como la honestidad, la verdad o la credibilidad.

Una persona impuntual puede fácilmente ser encasillada como irresponsable, incumplida o hasta mentirosa. Incluso, para poder ejercer con éxito cualquier actividad como el trabajo o los estudios, debemos regirnos por los lapsos establecidos por nuestros compañeros y superiores.

Tomando en cuenta estas consideraciones, es importante que les enseñemos a nuestros niños que tenemos un compromiso con ellos mismos y con la sociedad; la impuntualidad nos pone en un rango negativo y nos aleja de ser las mejores personas que podemos llegar a ser.

Aspectos negativos de la impuntualidad

Resulta imperativo que, cuando le hables a tu hijo sobre la puntualidad, le expliques las desventajas partiendo de ejemplos específicos. Enseñar un valor afirmando simplemente que algo es malo o bueno sin argumentos suficientes puede volverse algo abstracto para nuestros niños y no podrán comprenderlo.

A partir de esa idea, te presentaremos una serie de ejemplos para que se los narres a tus hijos y quede más ilustrado en sus mentes cuáles son los aspectos negativos de la impuntualidad.

– Si pedimos una pizza en casa y el repartidor no usa su reloj y no llega a tiempo, nos quedaremos sin cenar.
– En el caso de que el árbitro no llegue a tiempo al partido de nuestro equipo de fútbol favorito, el juego no podrá comenzar.
– Como padres, si no llevamos a los niños a tiempo al colegio, ellos no podrán ser evaluados y aplazarán sus asignaturas.
– Si al despertar por las mañanas no empleamos nuestro tiempo adecuadamente para alistarnos para el colegio, llegaremos tarde y haremos también que nuestros padres lleguen tarde a sus trabajos.

Cuando los niños comprendan que la puntualidad no es un tema de capricho, sino que efectivamente afecta la vida de los demás, también aprenderán valores como la solidaridad.

Ejercicios para enseñar a los niños a ser puntuales

Ya repasamos un poco por qué es importante enseñarle a los niños a ser puntuales. Ahora, proporcionaremos algunas ideas para que hagan ejercicios en casa. De esta manera, podrás incentivarlos a ser responsables.

– Enséñales a usar los relojes de aguja y también explícales cómo es el sistema de medición del tiempo.
– Regálales una agenda o un planificador para que registren sus horas de clase, sus actividades y cualquiera de sus compromisos. Como forma de juego, prémialos agregando una pegatina sobre su calendario cuando cumplan a tiempo con sus actividades.
– Planifica con ellos lapsos de tiempo para realizar actividades: por ejemplo, la preparación antes del colegio debe tomar una hora; realizar las tareas o asignaciones de la escuela dos horas; limpiar y ordenar la habitación media hora. Estos ejercicios resultarán beneficiosos para el que niño vaya aprendiendo a a organizarse con antelación para cumplir con sus compromisos en lapsos específicos.
– Educa con el ejemplo: es importante que nuestros niños también detecten en nosotros esa actitud de responsabilidad y respeto hacia los demás. Tratemos de buscarlos con puntualidad en el colegio, y sobre todo, no hagamos promesas o acuerdos que no podamos cumplir.

Estamos seguros de que con estas sencillas ideas, tus hijos podrán aprender la importancia de la vida en sociedad y el valor de cumplir a tiempo con sus obligaciones. Además, demostrarán su respeto hacia los demás. Anímate y comienza desde ya a aplicarlos para cambiar su actitud hacia la planificación de sus días.

Related posts

Los progresos de tu bebé

Los progresos de tu bebé

Vitaminas para los niños Los niños que se encuentran en crecimiento, especialmente aquellos que no tienen una dieta variada, suelen tener niveles bajos de vitaminas A, C y D. Por lo que diferentes instituciones de salud a nivel mundial recomiendan que a los niños entre 6 meses y 5 años de edad se les administre

Posted
Amigos en la escuela: buenas y malas influencias

Amigos en la escuela: buenas y malas influencias

No todos los niños tienen dotes de liderazgo, aunque a algunos les gusta más manejar el cotarro, otros prefieren no tomar la iniciativa y sumarse y compartir las propuestas ajenas. Muchas veces, los niños son sometidos a presiones por parte de los compañeros, que intentan influir, más o menos descaradamente, en su forma de actuar.

Comentar