Dale mérito a tu pequeño cuando haga algo bien

Dale mérito a tu pequeño cuando haga algo bien

Nuestros hijos están en formación. Por eso se equivocan. No tienen ni nuestra experiencia ni sus capacidades totalmente desarrolladas. Se deben equivocar.

Y sin darnos cuenta, cada día les recordamos y recriminamos TODAS las veces que se equivocan; a veces incluso les castigamos en lugar de ayudarles a que descubran por qué lo han hecho, estrategias para evitar repetirlo en un futuro…. Y lo más importante, no les decimos las veces que lo han hecho bien.

Te proponemos un experimento de una semana de duración. Haz lo contrario a lo que sueles hacer habitualmente:

1. Fíjate SOLO en las cosas buenas que hace tu hijo.
2. Escríbelas en una libreta.
3. Cada noche, léeselas.

Solo durante una semana. Increíble la sensación de satisfacción de tu hijo, ¿verdad?

Hazlo cada día, durante una semana y observa su cambio de actitud. Con seguridad que notarás cambios positivos.
Y si durante una semana ha ido bien, ¿por qué no hacerlo durante un mes?

Al cabo de poco tiempo, lo harás de manera inconsciente y sin darte cuenta, no solo tu hijo cambiará su comportamiento, sino que tú aprenderás a fijarte más en los aspectos positivos de tu hijo, fomentando que estos se repitan con más regularidad y desmotivando los negativos.

Para motivar, no hay más secreto que este: fijarse en lo maravilloso que tiene nuestros hijos. ¡Así de sencillo!

Related posts

Estímulos para el bebe

Estímulos para el bebe

Ahora que el bebe está afuera de su “casita” y se encuentra con todas las cosas nuevas a su alrededor (personas que lo cogen, besan, arrullan) sin pensarlo todos estos estímulos son algo fundamental para el desarrollo de esta criatura que crece a pasos agigantados tanto físicamente como internamente, miles de conexiones entre neuronas se

Formas de pasar tiempo de calidad con tu hijo

Formas de pasar tiempo de calidad con tu hijo

Las familias hoy en día cuentan con agendas apretadas Aunque nos esforcemos concientemente en quitar el estrés y el ajetreo de la vida familiar, a veces cargamos con la culpa de sentir que no pasamos el suficiente tiempo juntos. Pensemos de qué modos podemos aumentar la calidad del tiempo familiar compartido: no te pierdas estos

Comentar