Autocontrol, Ayuda a tu hijo a manejar sus sentimientos.

Autocontrol, Ayuda a tu hijo a manejar sus sentimientos.

Uno de los mayores motivos de conflicto entre padres e hijos es el control e identificación de las emociones. Un niño que no sabe identificar sus emociones ni expresarlas puede llegar a tener limitaciones de muchos tipos. Evitemos problemas enseñando a los niños a verbalizar sus sentimientos. Para ello te proponemos la siguiente actividad.

En un dado, lo más grande posible, escribe, con rotulador permanente, 6 palabras correspondientes a 6 sentimientos: alegre, triste, frustrado, enfadado, sorprendido y celoso, por ejemplo. Elije los que sean más urgentes trabajar con tu hijo.

1. Juega a tirar el dado y a identificar el sentimiento con una experiencia previa de tu hijo: “yo me sentí furioso cuando…”.
2. Reproduce la escena con tu hijo, en un juego de roles, buscando alternativas a ese sentimiento, si es que era negativo. “En aquella ocasión me enfadé pero también podía…haber hecho las paces con mi hermano, haber compartido el juguete, habérselo contado a mamá, haber dibujado la emoción… en lugar de gritar e insultar”.
3. Acaba haciéndole ver cómo debió de sentirse la otra persona. “Cuando yo le insulté, Carlos debió de sentirse…”

Ayudándole a identificar sus sentimientos y los de los demás, le enseñas autocontrol, fomentas en él un pensamiento divergente y descentralizado. Le ayudas a establecer relaciones entre elementos y por lo tanto a pensar en abstracto. Enseñándole a entender y manejar sus emociones le estás haciendo más inteligente, competente y capaz.

Related posts

Cómo deben reaccionar los padres ante una pelea infantil

Cómo deben reaccionar los padres ante una pelea infantil

Resulta imprescindible educar a los niños para que sean capaces de tomar decisiones por sí mismos, a decir que no y a saber qué es lo que quieren y lo que no se acepta. Para ello deberás ayudar en el día a día que tu hijo decida por sí mismo y sea capaz de ver

Evita discusiones en frente de tu hijo

Evita discusiones en frente de tu hijo

Discutir frente al niño es una de las peores cosas que podemos hacer como padres. Ello le genera una sensación de inseguridad que puede derivar, entre otras cosas, en rabia. Seamos conscientes como padres. Las discusiones de pareja no pueden evitarse, son necesarias cuando hay situaciones que resolver; pero lo que debemos evitar es transformarlas

Comentar