Algunos consejos para el descanso de la madre después del parto.

Algunos consejos para el descanso de la madre después del parto.

Es normal que después del parto, la madre se encuentre agotada y, aunque debería descansar, el cuidado de su hijo le tomará la mayoría del tiempo. No obstante, es posible hacerlo siguiendo algunas recomendaciones.

El sueño es uno de los factores que más se alteran en el posparto, no solo porque las madres deben estar pendientes de su bebé, sino porque existen factores de tipo físico que hacen que el reposo se perturbe.

Luego del parto, la llegada del niño al hogar transforma la dinámica familiar, en aspectos relacionados con las rutinas, los roles, los oficios, entre otros. Esto hace que efectivamente las dinámicas de descanso o los tiempos que se dedicaban a otras actividades tengan que cambiar de lugar, de horario y muchos de estos espacios definitivamente desaparecen. Por otro lado, los patrones de sueños cambian, los horarios se modifican y eso hace que el ritmo de sueño y vigilia con el que se venía funcionando, se altere.

A esto se le suma un cansancio acumulado que la mujer recopila desde el periodo de gestación. En los últimos meses de embarazo ha soportado múltiples molestias, dolores, el peso del vientre y la incomodidad al dormir.

Después de dar a luz, tiene que velar por el bebé y cuidar su estado físico. Todos estos aspectos influyen en el cambio de posibilidades y la calidad del descanso. Aunque parezca imposible, es necesario que la madre logre dormir por ciertos periodos de tiempo. De lo contrario, puede sentir fatiga, estrés o ansiedad

Cuando las mujeres duermen de manera inadecuada, después de tener un bebé, aumenta el riesgo de sufrir depresión posparto.

No obstante, es importante aclarar que el trastorno de sueño o la alteración de los periodos de descanso no son las causas de la depresión, sino que son un síntoma de la depresión.

¿Puedo organizar mi sueño con el de mi hijo?

Aunque es la principal recomendación que se les hace a las madres, es difícil que ellas logren dormir al tiempo con su bebé, pues siempre están preocupadas por vigilar el sueño del niño. Asimismo, es posible que durante las primeras semanas la madre se dedique a otras actividades, como la extracción de leche, su aseo personal, etc.

Lo primero que hay que considerar es que esto solo ocurrirá por unas semanas, mientras el bebé adquiere hábitos. Una vez se supera este periodo, la mujer debe intentar establecer rutinas que le permitan organizar las actividades diarias, esto sumado al apoyo familiar.

Igualmente, no es necesario que la mujer duerma mientras el bebé lo hace. Se puede sentar, recostarse, ver televisión o realizar actividades que le permitan reposar.

Es ideal que descanse con el bebé, siempre y cuando haya alguien que también le ayude con las diligencias del hogar. En este aspecto, es adecuado que el padre se involucre no solo en la crianza, sino en la parte administrativa de la casa.

Para descansar…

Si la madre logra dormir antes de tener el bebé, no va estar tan cansada cuando lo tenga.

Debe usar una cama confortable y descansar en un ambiente cómodo, sin exceso de calor ni frío.

Después del parto, debe buscar la posición en la que se sienta más cómoda. Puede usar fajas o pantalones largos que le ayuden a proteger la herida de la cirugía.

Cuando amamanta, puede utilizar cojines especiales para apoyar al bebé y facilitar el proceso.
Si no duerme…

La falta de sueño puede desencadenar fatiga, estrés y ansiedad:

La fatiga puede caracterizarse por la presencia de síntomas o signos como autopercepción de falta de aliento o de energía, debilidad, mareos, fatiga repentina que no desaparece con el descanso adecuado.

El estrés puede tener como consecuencia cefáleas, acidez estomacal, calambres o espasmos musculares.

La ansiedad genera temores excesivos, sensación de incertidumbre, ritmo cardíaco irregular, hiperventilacion, etc.

Related posts

Formas correctas y diferentes para cargar a un recién nacido.

Formas correctas y diferentes para cargar a un recién nacido.

Las primeras veces que se alce al bebé parecerá una tarea difícil por su fragilidad. Consejos para facilitar ese primer contacto. A pesar de esperarlo con ansias durante nueve meses, cuando por fin el bebé llega, los padres se sienten inexpertos y, por qué no decirlo, atemorizados frente a su nuevo rol; las más sencillas

Consejos Para Que Tu Hijo Pueda Leer Más Rápido

Consejos Para Que Tu Hijo Pueda Leer Más Rápido

Muchas veces los padres de familia no saben la manera de que sus hijos puedan leer de una manera más rápida También es cierto que leer con excesiva lentitud puede llegar a ser pesado y a dificultar la compresión. Por eso decimos que un lector eficaz es el que lee con una fluidez adecuada al

Posted

Comentar